Como eludir la subida de impuestos para 2023

El Consejo General de Economistas ha lanzado una serie de recomendaciones para los contribuyentes que puedan aprovechar lo que queda de 2022 para ahorrar en la declaración de la renta y de algún impuesto que declarar el próximo año.

Rentas del ahorro

Uno de los consejos más destacables tiene que ver con las rentas del ahorro. El año que viene la tributación se elevará, añadiendo dos tramos a la tarifa.

  • Las bases liquidables entre 200.000 y 300.000 euros aplicarán el tipo del 27%.
  • Las bases liquidables a partir de 300.000 euros se aplicará el tipo del 28%.

Una subida respecto al tipo del 26% que teníamos en 2022.

Es por eso qué la recomendación del CGE es que durante lo que queda de año los contribuyentes que se puedan ver afectados ejecuten el cobro de dividendos de su sociedad o la venta o donación de algún elemento patrimonial que genere una ganancia patrimonial.

Impuesto de patrimonio y solidaridad

Ya en referencia al impuesto de Patrimonio y al impuesto de Solidaridad a las Grandes Fortunas, los economistas recuerdan que, por tener participación en una empresa familiar se mantiene la exención del pago de estos tributos.

Para que se aplique dicha exención alguien de la familia, tenga o no participación en esta, debe ejercer funciones directivas en la empresa, y cobrar por ello una remuneración como mínimo del 50% del conjunto de sus rentas del trabajo y de actividad económica.

Cabe recalcar que la empresa familiar no puede ser una sociedad patrimonial, es decir, que se dedique a la gestión de patrimonios mobiliarios o inmobiliarios. En este caso no se aplicaría la exención.

Si el contribuyente es titular de un negocio y quiere dejar exentos los bienes y derechos afectos en el Impuesto sobre el Patrimonio debe de ejercer de manera habitual, personal y directa la actividad. Además, debe obtener rendimientos de la actividad que supongan, al menos, el 50% de la base imponible del IRPF.

Empresas emergentes

Una de las recomendaciones del REAF (Registro de Asesores Fiscales) es aplazar determinadas tareas o gestiones para 2023 y así obtener mejoras fiscales.

Los gestores aconsejan aplazar para 2023 potenciales inversiones en empresas emergentes, según el contenido del proyecto de ley de empresas emergentes. Tenemos un artículo acerca de esta ley, la ley Startups.

Actualmente la legislación prevé una deducción del 30% en la compra de acciones o participaciones de empresas de nueva o reciente creación, sobre una base máxima anual de 60.000 euros.

En cambio, la ley Startups (que espera aprobarse en 2023) prevé un porcentaje de deducción de hasta el 50% en una base máxima de hasta 100.000€, por lo que resulta mucho más beneficioso esperar a la aprobación de esta ley antes de comprar acciones o participaciones en empresas emergentes.

DATOS DE CONTACTO

O rellena nuestro formulario para ponernos en contacto contigo.

Visita nuestra página web

Miriam Sánchez

Miriam Sánchez

Total posts created: 43

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Política de Cookies

Nuestra página web utiliza cookies. Si continua navegando consideramos que acepta su uso.