Archivo de la etiqueta: administración tributaria

Intereses de demora sí son deducibles

intereses de demora

Hoy hablaremos en nuestro blog sobre la nueva resolución de la Dirección General de Tributos (DGT) sobre la deducibilidad de los intereses de demora tributarios.

La DGT considera que con la actual Ley de Impuesto de Sociedades (LIS), los gastos derivados de los intereses de demora sí son deducibles, aunque estén sometidos a la limitación de la deducibilidad de los gastos financieros y las reglas de imputación temporal.

Con el fin de garantizar la seguridad jurídica, la DGT ha emitido una resolución en la que se da a entender que los intereses de demora son deducibles por estos motivos:

  1. Las consultas sobre la deducibilidad de los intereses de demora en la LIS, están vinculadas a los órganos de la Administración tributaria. Bajo esta aplicación, se está generando una nueva forma de interpretar la deducibilidad de los intereses de demora tanto conceptualmente como en la aplicación. (punto A)
  2. Como ha establecido el Tribunal constitucional, el interés de demora tributario no es consecuencia de la infracción de una norma. El interés de demora es la compensación o resarcimiento de la Administración por no pagar a tiempo las cantidades que se debían. Este interés de demora que encontramos en la Ley General Tributaria (LGT), se exige en varias ocasiones que incluyen tanto la LGT como otras leyes reguladoras de cada tributo, teniendo como punto común de origen el resarcimiento a la Administración por el retraso en el pago de las deudas tributadas.
  3. En cuanto al carácter financiero del interés de demora proviene de la normativa contable (ICAC). En este aspecto, los únicos que se pueden tener reservar son los que, habiendo pagado una cantidad en ejercicios anteriores, esta no está registrada. En definitiva, un error contable. Todos los demás, independientemente del periodo impositivo al que correspondan, estarán registrados como gasto del ejercicio.
  4. Los intereses de demora no se consideran GASTOS NO DEDUCIBLES porque:
    • No son gastos derivados de la contabilización del Impuesto de Sociedades.
    • No se consideran jurídicamente como sanción ni tampoco como recargo.
    • No tienen la condición de donativo o liberalidad, porque no existe la voluntad del “animus donandi” o la voluntariedad que requiere la donación o liberalidad ya que vienen impuestos por el ordenamiento jurídico.
    • Son gastos impuestos por el ordenamiento jurídico. Si no fuera así, podría utilizarse el principio general de “non bis in ídem”  (prohibición de que un mismo hecho resulte sancionado más de una vez), y llegar a la contradicción de no ser sancionada por la Administración tributaria y se considerara contraria al ordenamiento jurídico y convertirse en interés de demora generado como no deducible por infracción de la ley.

Hay que recordar que a pesar de todo lo comentado anteriormente, los intereses de demora son gastos financieros y por lo tanto, están sujetos a la limitación establecida con carácter general para este tipo de gastos. Además, no debemos de olvidarnos de las normas de imputación temporal, por lo que los errores contables que correspondan a los intereses de demora dentro de un ejercicio son deducibles, siempre que no se genere una tributación inferior.

Como conclusión: Los intereses de demora son gastos son gastos financieros y se integran en la base imponible del Impuesto de sociedades.

En Moya&Emery nos dedicamos al asesoramiento integral de empresas. Si tienes dudas sobre los intereses de demora o sobre cómo puedes deducirlos no dudes en llamarnos al 971 72 80 10. También puedes venir a visitarnos a en nuestras oficinas en Mallorca.

Conoce todos nuestros servicios en www.moyaemery.com

Escríbenos a info@moyaemery.com

 

Renta y Patrimonio 2014. Novedades estatales y autonómicas.

renta y patrimonio 2014

En este ejercicio de la Renta y Patrimonio 2014 existen ciertas novedades estatales y autonómicas y determinados aspectos normativos y a los que hay que prestar atención a la hora de declarar estos impuestos.

En este post expondremos algunos datos que nos ayudarán a comprender la importancia de estos tributos y nos permitirán analizar cuánto se declara, cuántos lo hacen y de qué rentas se obtiene la recaudación:

Entre las novedades para 2014, destacamos las siguientes:

  • Queda exenta la ganancia patrimonial obtenida en daciones en pago de la vivienda habitual cuando se cancelan deudas hipotecarias con entidades bancarias.
  • Se flexibiliza la comprensión de rendimientos negativos del capital mobiliario, producidos por el canje de preferentes o de deuda subordinada, así como la de las pérdidas patrimoniales sufridas por la transmisión de instrumentos de patrimonio objeto de dicho canje.
  • Los despidos a partir del 1 de agosto de 2014 tienen limitada la exención de la indemnización a un máximo de 180.000€.

Los economistas y titulados mercantiles de Moya&Emery te recomendamos:

  • Si en 2014 tramitaste acciones o participaciones de IIC y la retención que se aplicó fue inferior al 21% de la ganancia obtenida, tendrás muchas posibilidades de estar obligado a presentar declaración aunque no se sobrepase el umbral de los 22.00 o de 11.200 euros de ingreso de trabajo.
  • Hay que tener especial atención a la imputación de ingresos procedentes del trabajo porque existen reglas especiales en caso de atrasos, rendimientos obtenidos después de sentencia o cobros a través del FOGASA.
  • Si se va a aplicar la regla especial de operaciones a plazo, será necesario que lo detallemos en la declaración de 2014 si en este año fue cuando se produjo la alteración patrimonial.
  • Los propietarios de pisos alquilados tienen que saber con exactitud qué gastos se pueden deducir en los períodos en los que el inmueble está desocupado y que por ese período tendrán que imputar rentas inmobiliarias.
  • En caso de separaciones o divorcios, te recomendamos distinguir perfectamente entre la pensión compensatoria al cónyuge de las anualidades por alimentos a los hijos, ya que ambas cantidades tienen un tratamiento fiscal diferente. Además, para que tributen como tal, es imprescindible que el convenio regulador se haya aprobado judicialmente.
  •  No hay que olvidar incluir en la declaración, determinadas rentas que tributan:
  1. Ayudas a los estudios que no sean becas exentas
  2. Ayudas de CCAA a afectados por los ERE’s
  3. Ayudas por la compra de vehículos o para el alquiler
  4. Otras ayudas como los premios concedidos a las personas que comunican al Estado que es sucesor legítimo de un fallecido.

Ten en cuenta, que existen diferencias tributarias cuando las prestaciones de servicios se realizan directamente por una persona física o por una sociedad. Estas situaciones se regularizan a través de la Administración Tributaria y cada una de estas opciones. Tributar por uno u otro impuesto conlleva muchas diferencias.

Desde Moya&Emery nos dedicamos al asesoramiento integral de empresas como de personas físicas, por lo que si tienes dudas sobre como realizar el impuesto sobre la Renta y Patrimonio 2014 puedes pedir cita en el 971 72 80 10. También puedes venir a nuestras oficinas en C/Pere Dezcallar i Net nº11 en Palma de Mallorca o bien en C/Còrdova nº5 local 5 en el Club de Hielo de Palmanova.